JAIME ORTEGA Y OLLETA, DE APRENDIZ DE CACIQUE EN TAUSTE A GENERAL ISABELINO (1833-1843)

Jaime Ortega y Olleta nació en Tauste un 28 de febrero de 1817, del matrimonio formado por el gallurano Ramón Ortega y la taustana Francisca Olleta. Nacía en el seno de una familia infanzona por ambas vías, y que tenía propiedades en ambas poblaciones. En 1833, con 16 años, Jaime Ortega inició su carrera militar, interviniendo ya en acciones bélicas entre 1835 y 1840. En esos años de la Guerra Carlista (1833-1840) pudo conseguir méritos y prestigio con el que ascender en el ejército, así como participar de la política local primero, junto a su padre, y de la política nacional en los años de la posguerra. Por ejemplo, participó, bajo las órdenes del general Evaristo San Miguel, en la toma de Cantavieja el 31 de octubre de 1836, en la memorable jornada del Cinco de Marzo de Zaragoza y en la desastrosa campaña de Morella de 1838. Precisamente fue, a finales de ese año de 1838 cuando, afincado en la ciudad de Zaragoza, contrajo matrimonio con Francisca Ballesteros.

Bajo la sombra de su padre, había aprendido los entresijos de la política local, los resortes del poder municipal y provincial. Y es que Ramón Ortega fue alcalde de Tauste durante la década de 1830, un tiempo muy conflictivo, y no solo por la guerra, sino por los movimientos revolucionarios y contrarrevolucionarios de la retaguardia. No era tarea fácil, pues los tiempos, las leyes y los gobiernos cambiaban vertiginosamente. Los ayuntamientos pasaron de ser designados por la Corona a ser electos por los vecinos, según la legislación constitucional. A ello había que sumar que para hacer política en esos años, contaban con ciudadanos armados, los cuales se encuadraban en una Milicia Nacional que tomaba un partido u otro.

En Tauste hubo un conflicto político entre 1835 y 1836, donde se enfrentaban dos bandos. Uno de ellos estaba encabezado por Luciano Sariñena que contaba con el apoyo de 40 milicianos, 2 eclesiásticos, el alcalde de Ejea, y Agustín Conde -enviado de la Diputación Provincial-. El otro, en el gobierno municipal, tenían de cabecillas a Ramón Ortega y su hijo Jaime, los cuales eran sostenidos por 323 milicianos, el alcalde de Remolinos y el gobernador militar de las Cinco Villas, Patricio Domínguez. Los críticos con Ortega acusaban a este y su hijo de despóticos y arbitrarios, de cometer fraudes electorales y amenazar a la oposición. Ante ello, manifestaban que responderían “a la fuerza con la fuerza” si no cambiaba la situación.

¿Quién era quién en este conflicto? Ambas partes se decían liberales, aunque algunos informes señalan a los críticos como carlistas, y otros indicaban que los Ortega (padre e hijo) habían conseguido hacer isabelinos a la mayor parte de los taustanos, mientras que Jaime Ortega se definía como del “progreso legal”, es decir, liberal progresista. Además de observar cómo la disputa política entre liberales y carlistas descendía a ras de suelo, lo que se trasluce de todo esto es una pelea por el poder en el ámbito local.

En el verano de 1835 ya estaban los ánimos caldeados y en las elecciones a oficiales de Milicia y concejales de diciembre se produjeron acusaciones cruzadas de fraude. Aparecieron pasquines contra Ortega, se intercambiaron insultos, hubo disparos de trabuco y pistola, y el mismo Jaime Ortega desenvainó su sable en una pelea. Tanto es así, que el gobernador civil designó a José Lladó para que juzgase el asunto. Este declaró que los Ortega se habían ajustado a las leyes, además de a la causa “justificada, recta, patriótica y decidida en favor de los sagrados derechos de nuestra adorada Reyna”, a la par que desterraba de Tauste a algunos de los opositores a Ortega.

En 1841, una vez finalizada la guerra, con el retorno de los carlistas, se reprodujo el conflicto político en la villa taustana. En las elecciones municipales de ese año, ganó la facción contraria a Ortega, ante lo cual denunciaron que los vencedores eran carlistas, consiguiendo que la Diputación Provincial anulase las elecciones. Sin embargo, es en esos años de posguerra, cuando parece que Jaime Ortega se va alejando de los círculos progresistas y acercándose a los moderados que conspiraban para derribar al Regente Espartero y la Constitución de 1837.

Su correspondencia nos da pruebas de ello. Progresistas esparteristas como Mariano Serón o progresistas demócratas como Víctor Pruneda escribían cartas a Jaime Ortega en 1843, advirtiéndole de los peligros de retroceso constitucional que se cernían sobre España si vencían los moderados. Lo que no sabían, es que Jaime Ortega ya había cambiado de bando. Este había salido electo diputado del Congreso en febrero de 1843 y conspiraba para derribar al Regente Espartero. Cuando la rebelión se inició en mayo, Ortega lanzó una hoja volante el 24 de mayo, un manifiesto arengando a los aragoneses para que se levantaran contra la “pandilla anglo-ayacucha”, es decir, Espartero y su gobierno.

Junto a un centenar sublevados, intentaron tomar en un golpe de mano la ciudad de Zaragoza el 9 de junio de 1843, pero Zaragoza era más esparterista que el propio Espartero. Consiguieron controlar el palacio arzobispal y el ayuntamiento durante unas horas, hasta que la Milicia Nacional zaragozana se reorganizó en el Paseo de Santa Engracia (hoy Pª Independencia) y les atacó, haciéndoles huir. Algunos compañeros de Ortega fueron fusilados, pero él consiguió huir en una barca por el Ebro.

En los días inmediatos, fue asaltado por unos esparteristas, de los que logró huir, pero se quedaron con su equipaje. Jaime Ortega escribió entonces al Capitán General de Aragón, Seoane -amigo de Espartero-, para solicitar la devolución del mismo. Esto nos permite conocer cómo vestía, con un atuendo típico de burgués de la época: “una levita nueva”, “corbatas de seda”, “seis pares de pantalones”, “el Chacó” a lo que se añadían dos pistolas y chalecos.

Tras ello, se aprestó a formar una columna armada con habitantes de Tauste, Huesca, Calatayud, Ateca… Consiguió apoderarse de Monzón, y trabó diversas escaramuzas entre el 20 de junio y el 4 de julio cerca de Fraga –que finalmente se pronunció el 8 de julio-, en Farlete, Almudévar y Ayerbe. Finalmente, consiguió reunir 2.000 hombres con los que el 21 de julio de 1843 se aprestó a asaltar Zaragoza, atacando por Torrero y la Puerta de Santa Engracia. En la ciudad se tocó generala y se reunieron la mayor parte de sus 5.000 milicianos nacionales. Entre las 3 y las 5 de la tarde se produjo un intenso fuego de fusilería en las riberas del río Huerva, que acabó con 30 muertos y heridos entre los defensores y un número mayor de bajas entre los asaltantes.

Jaime Ortega se retiró a La Almunia, donde formó una Junta de Gobierno antiesparterista. Allí esperó el desarrollo de los acontecimientos. Espartero fue derrotado y obligado a exiliarse a fines de julio de 1843. A principios de agosto, gracias al general progresista demócrata Narciso Ametller, consiguió que Zaragoza le abriera sus puertas, entrando triunfalmente en la ciudad. Bajo el nuevo gobierno moderado que se instaló a fines de año, Jaime Ortega fue recompensado.

 

Daniel Aquillué Domínguez

Doctor por la Univ. de Zaragoza

BIBLIOGRAFÍA

• CEAMANOS LLORENS, Roberto: Del liberalismo al carlismo. Sociedad y política en la España del siglo XIX. General Jaime Ortega y Olleta. Archivo Personal, Zaragoza, Diputación Provincial de Zaragoza, 2002

• AQUILLUÉ DOMÍNGUEZ, Daniel: “Entre burgueses de levita, milicianos empoderados e ilusiones liberales”, en Ignacio PEIRÓ y Carmen FRÍAS (coord.): Políticas del pasado y narrativas de la nación. Representaciones de la Historia en la España contemporánea, Zaragoza, Prensas de la Universidad de Zaragoza, 2016, pp. 47-66.

• AQUILLUÉ DOMÍNGUEZ, Daniel: El liberalismo en la encrucijada: entre la revolución y la respetabilidad, 1833-1843, Tesis Doctoral, Universidad de Zaragoza, 2017.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s